Culpan a Eagles de artimaña política

Culpan a Philadelphia Eagles de artimaña política
El gobierno de los Estadios Unidos acusa a las Eagles tras la cancelación de su visita a la casa blanca
El gobierno de los Estados Unidos acusa a las Eagles tras la cancelación de su visita a la Casa Blanca

Las autoridades norteamericanas culpan al conjuntos de Philadelphia Eagles de artimaña política, esto con el fin de que el presidente, Donald Trump, cancelara la visita del equipo a la Casa Blanca.

La portavoz dijo que el evento estaba organizado por el gobierno estadounidense, y fue el equipo que cambió de último minuto. Antes de todos estos acontecimientos, algunos jugadores de la plantilla mostraron su desagrado a la invitación; incluso anunciando que no asistirían a la ceremonia.

La portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders habló al respecto de la decisión tomada por la administración estadounidense: “Si esto no es un truco político de los Eagles, entonces no habrían planeado venir para después cambiar a último minuto”. Además, añadió que el equipo campeón de la edición 52 del Super Bowl, decidieron cambiar de horario, escogiendo las 23:00 horas, lo que provocó la desaprovación de las autoridades.

El presidente Donald Trump, recibiría a los campeones de la NFL, el martes 5 de junio en la Casa Blanca. Sin embargo, fue el mismo quién anunció la cancelación de la visita. Los motivos era que algunos jugadores no se ponían de pie durante la entonación del himno nacional. No es la primera vez que algo así sucede en el gobierno de Donald Trump, el año pasado Tom Brady no asistió a la Casa Blanca después de ganar el Super Tazón 51, los motivos del próximo Salón de la Fama eran asuntos familiares personales.

Otros de los motivos por la cual se canceló la visita fue porque el cuadro de Philadelphia planeaba llevar un grupo reducido de jugadores para hacer presencia en las instalaciones norteamericanas. Pero, el presidente dijo que los aficionados que asistirían al evento no merecían eso. El Sindicato de jugadores profesionales de futbol americano (NFLPA) expresó su descontento por las “desinvitación” por parte del gobierno de los Estadios Unidos a la Casa Blanca.

Los antecedentes de esta índole comenzaron en 2016 cuando en aquel entonces, el quarterback de los 49es de San Francisco, Colin Kaepernick, estuviera arrodillado durante la entonación del himno. Otra señal de inconformidad de los jugadores fue cuando Ravens, Dolphins, Buccaneers entre otros apoyaron con la misma acción al mariscal de campo. Las razones, los constantes episodios de violencia por parte de autoridades hacia personas de origen afroamericano.

Comenta ahora
PUBLICIDAD