Carreño Busta deja en el camino a Shapovalov

En un espacio del cuadro masculino del Abierto de Estados Unidos huérfano de jugadores consagrados, Pablo Carreño Busta dio un paso al frente.

El español desembarcó el domingo en los cuartos de final del último Grand Slam de la temporada al doblegar a Denis Shapovalov, el canadiense de 18 años que fue la revelación del torneo.

Enfrentándose por cuarto turno seguido a un rival surgido de la clasificación, algo inédito en las grandes citas, Carreño Busta cantó victoria en tres desempates que jugó de forma impecable: 7-6 (2), 7-6 (4), 7-6 (3).

El español remontó un 2-5 en el primer parcial y luego un 0-3 en el tercero. También supo reaccionar cuando en el segundo se quedó cerca de quebrar el servicio cuando sacó para sentenciar con un 5-3.

Carreño Busta navega entre los ocho mejores de un Slam por segunda vez en su carrera.

Su primera experiencia en esa instancia fue en el Abierto de Francia en mayo, cuando sucumbió ante su compatriota Rafael Nadal.

“No es un regalo estar aquí… el circuito tiene un nivel alto y cualquiera te pueda ganar un partido”, indicó Carreño Busta. “No soy un fuera de serie, no soy un súper crack. He tenido que trabajar muy duro”.

Ahora, Carreño Busta dispone de una gran oportunidad para ir más lejos en Flushing Meadows.

Como el número 12, el español de 26 años es el cabeza de serie más alto que sigue en carrera en la parte baja del cuadro – uno que garantiza la presencia de un debutante en la final de un grande.

Por un puesto en las semifinales, Carreño Busta jugará el martes contra el ganador del duelo entre el argentino Diego Schwartzman (29no preclasificado) y el francés Lucas Pouille (16), que se medían más tarde.

Shapovalov cumplió un torneo de ensueño, convirtiéndose en el jugador más joven en acceder a la fase de octavos del US Open desde Michael Chang en 1989. El canadiense se despide de Nueva York con gran proyección luego de vencer a Nadal y al argentino Juan Martín del Potro rumbo a las semifinales del Masters de Montreal el mes pasado.

“Agosto me cambió la vida”, resumió Shapovalov. “Fue fabuloso vivir este ambiente y todas estas semanas”.

A segunda hora, Maria Sharapova y Venus Williams, excampeonas del torneo, buscaban el pase a cuartos de final. Por la noche, la hispano-venezolana Garbiñe Muguruza enfrentaba a la checa Petro Kvitova, en un duelo de campeonas de Wimbledon.

Muguruza, campeona de Wimbledon, va por su boleto a cuartos con la meta de reemplazar a la checa Karolina Pliskova en el primer lugar del ranking mundial al final del último Grand Slam del año.