¿Qué equipos siguen siendo grandes?