Una corrida extraordinaria

Carlos Yarza
Carlos Yarza
Doblones

La de este martes en la Plaza de Toros México, desde que se anunció, se dijo sería una corrida extraordinaria la cual no está dentro de la temporada ¿y por qué extraordinaria? Porque servirá para apoyar a todos aquellos que fueron víctimas de los terremotos que se vivieron en nuestro país el pasado mes de septiembre. Para ello, la empresa conformó un cartel realmente fuera de serie, cuatro toreros de España y cuatro toreros de México, de ambos lados de renombre, que en conjunto son un excelente imán, la prueba de ello que prácticamente anunciado el cartel, la plaza tenía garantizado un lleno, que al final era el objetivo.

La idea sensacional una gran oportunidad para mostrar lo que hace la fiesta brava por la sociedad, una gran oportunidad para mostrar que por las corridas de toros hay interés, y algo más, mostrar el gran espectáculo que es, y más cuando a últimas fechas a la fiesta se le ha cuestionado tanto.

Resulta que este festejo, que es cierto, ya cumplió el fin con el que fue creado, también se está convirtiendo en el festejo de las vanidades, las intransigencias y el precedente que dejará para la fiesta de nuestro país, puede resultar sumamente negativo.

Por un lado el matador José Tomás, que sin duda es uno de los principales atractivos de esta corrida, se ha mostrado sumamente intransigente hacia la prensa, bajo su ya trillado argumento que a él hay que verlo solo en el ruedo viene nuevamente a México a imponer su voluntad y a violar leyes de un país que no es el suyo, si en España le permiten sus caprichos está bien, pero eso no quiere decir que pueda venir a nuestro país, al que dice le debe mucho, a hacer lo mismo, pero lo más increíble es que aquí en México, las diversas autoridades y agrupaciones taurinas se lo permitan, en esta ocasión la prensa taurina ya reaccionó y hay varias voces levantándose en contra de estas decisiones, ya que a la prensa le hace firmar un documento donde se impide difundir su imagen para otra cosa que no sea informar, respetable su decisión, reprobable la imposición, me pregunto cómo le hará él y su administración para impedirle a la gente que con su celular lo grabe y difundan sus faenas completas a través de las diversas redes que existen hoy día ¿los demandara?, ¿O le quitaran al público sus celulares al entrar a la plaza?.
Esta corrida pudo ayudar más, si se hubiera televisado en pago por evento, con seguridad el beneficio se hubiera quintuplicado, pero por la voluntad y vanidad de un torero, esto no pudo ser.

Por otro lado, dentro de la fiesta hay algo que se cuida con mucho celo, es la antigüedad que da la fecha en que se toma la alternativa. Esta fecha da jerarquía y la jerarquía para los toreros lo es todo. El torero joven siempre verá con respeto al de arriba, al que lleva más tiempo, al que ha librado más batallas, al que tiene más experiencia. Esta antigüedad es la que da orden en la lidia, cuántas veces hemos escuchado el primer espada, un torero siempre se llena de orgullo, cuando dice soy el primer espada, este personaje es respetado en todo y es el que lleva la batuta en una corrida.

Este martes, este orden no se respetará, en sí desde que se anunció el cartel llamó la atención que en el mismo no se respetara el orden de antigüedad. Hoy se dice que las partes involucradas en esta corrida llegaron al acuerdo para que esto fuera así y todo porque es una corrida diferente y como el objetivo es ayudar, entonces se puede ser elástico, romper reglas y tradiciones. Con todo respeto lo digo, la corrida no tiene absolutamente nada de diferente a otra, ya que en un ruedo estarán un rejoneador y siete toreros vestidos de luces que se verán ante ocho toros, todo esto en un marco perfecto, como lo es la Monumental Plaza de Toros México, la más importante de México, y una de las más importantes del mundo, por su tamaño y por su categoría. Y si esto es así, entonces me pregunto dónde está la diferencia. A lo largo de la historia de la fiesta brava se han realizado un sinnúmero de festejos con el fin de ayudar y en ninguna de ellas se han modificado las normas ni las tradiciones, ¡vamos ni siquiera en un festival, donde los toreros no salen de luces! No me imagino en Las Ventas, de Madrid, por ejemplo, cambiar o modificar reglas, en la corrida de la Beneficencia.

Por otro lado, nadie ha podido explicar la razón que orillan a esta modificación en el orden de lidia, si es por imposición de los toreros españoles, que mal que se siga agachando la cabeza ante ellos, y me refiero a las agrupaciones taurinas y autoridades, ya que existe un reglamento, si es por el temor de los toreros mexicanos de que la gente se salga de la plaza una vez que ruede el cuarto toro, pues eso no es culpa más que de ellos mismos, que no han hecho lo suficiente para ser lo sumamente atractivos para el público y así retenerlo en la plaza.

También es cierto que si los toreros salen al ruedo y torean de una u otra manera no pasa absolutamente nada. Al final todos se irán contentos, la corrida habrá cumplido, los toreros habrán hecho lo suyo, el público se irá feliz y la única mancillada será la fiesta de los toros de México.

¡Al tiempo!

Comenta ahora

TE PUEDE INTERESAR

PUBLICIDAD