Se congela firma de Mohamed

Antonio Nelli
Antonio Nelli
La eliminación de Rayados en la Copa MX a manos de Chivas siembra nuevamente muchos cuestionamientos sobre el trabajo de Antonio Mohamed

La eliminación de Rayados en la Copa Corona MX a manos de Chivas siembra nuevamente muchos cuestionamientos sobre los méritos del trabajo de Antonio Mohamed en su etapa al frente de Rayados.

Hasta antes de ese partido y dado el buen torneo que ha venido realizando en la Liga Mx, todo era miel y el mismo DT ya hablaba públicamente de sus deseos de renovar contrato con los Rayados.

Es impresionante cómo una mala noche puede cambiar tanto la percepción de la situación por lo menos a ojos de los seguidores. Y el punto fino es que lo criticado a Mohamed hasta ahora es que en toda su etapa en Monterrey entre Liga, Copa y Concachampions solo ha logrado pasar de fase de grupos en dos ocasiones.

Esta final de Copa era un paliativo que podía calmar inquietudes y ponerlo cerca de obtener un ansiado trofeo que le diera sentido a los años trabajados al frente de Rayados.

Y la presión viene no sólo por haber caído a manos de Chivas sino porque acababa de dar un partido muy malo frente al América en la Liga y el juego frente a los tapatíos alargó la mala actuación con 70 minutos de fútbol muy gris y preocupante.

Si queremos aterrizar la polémica en la jugada del penal creo que nos vamos a equivocar porque más allá de eso el equipo regio dejo escapar 20 primeros minutos anotando un solo gol y después desapareció del terreno de juego de una forma impresionante incrementándose el desconcierto con la salida de Pabón por lesión en la parte complementaria.

Creo que la crisis no debería ser tan grave como para que le cueste la renovación a Mohamed porque con algunos pequeños ajustes el equipo debe tomar mayor consistencia y aprender a ganar los partidos importantes.

Sin embargo estoy seguro que esta derrota obligará a replantear la cantidad de dinero por la que El Turco renovaría un posible contrato y debilitará su posición negociadora con la directiva.

Pero la historia no termina, el fútbol siempre da revanchas y todavía queda la Liga en donde Monterrey va muy bien por lo que el reto es doble. La calificación se da por hecha y cualquier cosa diferente a eso sería un mega fracaso insoportable.

Ahora sí me parece que Mohamed y la dirigencia deben aplazar su negociación hasta que termine la liga para valorar el ambiente del entorno futbolístico del Club y determinar si su continuidad es conveniente o no para ambas partes.

Comenta ahora

TE PUEDE INTERESAR

PUBLICIDAD