Importa el resultado en América