Fraga se luce y salva a su equipo