Especial: Toluca, Campeón de Campeones 1968

Este 1 de febrero, Toluca conmemora 50 años de la obtención de su segundo título consecutivo de Campeón de Campeones

El 1 de febrero es una fecha muy especial para el Deportivo Toluca. Hace ya 50 años, en 1968, el equipo roja consigue por segundo año consecutivo el título de Campeón de Campeones.

De la mano del técnico Ignacio Trélles, Toluca conseguía por segunda temporada consecutiva ganar la Liga. Un equipo espectacular y bien dirigido que contaba con figuras como el portero Florentino Vázquez, el zaguero brasileño Mauro Ramos y en zona de ataque Enrique ‘Negro’ Arévalo, Mauro Cerda Canela, Amaury Epaminondas, José Luis ‘Ruso’ Estrada, sin olvidarnos del ‘Maestrito’ Juan Dosal.

Pumas y Toluca dominaban la Liga y a falta de tres jornadas se verían las caras en la capital mexiquense. Un partido que de ganarlo, Toluca se proclamaría Campeón de Liga. Ante un impresionante lleno en La Bombonera, Toluca se llevó el triunfo con marcador de 3-0, con anotaciones de Vicente Pereda, Juan Dosal y autogol de José Luis González.

Con el bicampeonato en la Liga asegurado, Toluca buscaría entonces hacer lo mismo en el Campeón de Campeones, teniendo como rival al Atlas, que se había coronado en la Copa.

Para la edición 1967-68 del Campeón de Campeones no se tomaría en cuenta el marcado global, por el que en Caso de división de triunfos en los juegos de ida y vuelta, la definición tendría que darse en tiempo extra o penaltis.

El primer partido se juego se disputó el 28 de enero en La Bombonera y con una brillante exhibición los Diablos se llevaron la victoria 3-1 con par de goles de Epaminondas (33’ y 44’) y autogol de Gamaliel Ramírez (18’), Por Atlas anotó José Delgado (22’).

Para el juego de vuelta a Toluca le bastaría el empate para coronarse.

El 1 de febrero de 1968, el Estadio Jalisco fue testigo de un emocionante encuentro que después de 90 minutos ganaría el conjunto Rojinegro 1-0 con anotación de penal de Magdaleno Mercado (30’).

Hubo que recurrir a los tiempos extra en donde ya no se movió el marcador, por lo que todo se definiría en penaltis.

En aquel entonces se elegía solo un cobrador por equipo y te tiraban tandas de tres penaltis. Por Toluca el designado fue Albino Morales y por Atlas, Magdaleno Mercado, quien en el tiempo regular le había dado el triunfo a los tapatíos desde el manchón de castigo.

Morales convirtió sus tres disparos, no así Mercado que no acertó en uno, decretándose el triunfo y el bicampeonato en el Campeón de Campeones para Toluca, que de paso tomaban desquite de Atlas que los había eliminado en la semifinales de la Copa.

Comenta ahora

TE PUEDE INTERESAR

PUBLICIDAD