‘Ni los mejores, ni los peores’