Cruz Azul: el equipo que se hizo solo